Marcelo A. Gumucio Cortés, Mayte Díez Martín
image_pdfimage_print

Marcelo A. Gumucio. In Search of my ancestors. From Vizcaya to California/ En busca de mis antepasados. De Vizcaya a California. Edición original Marcelo A. Gumucio Cortés, CD, abril 2008. Edición digital Frentes Avanzados de la Historia, julio de 2008.

 

La presente publicación transciende en mucho a las usuales investigaciones genealógicas que se desenvuelven en la esfera extra-académica, en general más voluntariosas que rigurosas, y cuyo máximo objetivo es establecer filiaciones y vínculos familiares que permitan reconstruir un árbol familiar. Aun siendo este, también, el fin que impulsó en sus comienzos el estudio de don Marcelo Gumucio Cortés, su intuitivo e inteligente planteamiento de investigación aseguró una seria y sistemática búsqueda documental que abrió la investigación a otras perspectivas históricas de interés.

Por fortuna, la relativa abundancia y calidad de las fuentes manuscritas en torno a los orígenes vascos de la familia Gumucio aseguran su identidad al menos desde el siglo XV. Documentación situada, en su parte principal, en el Archivo de la Real Chancillería de Valladolid y en el Foral de Bizkaia, que ha permitido trazar un preciso perfil histórico-social de los Gumucios vascos. Perfil prolongado al otro lado del Atlántico, cuando una rama de los Gumucio de Galdácano inició en el siglo XVII la aventura de la emigración a los territorios del sur americano. Fue el comienzo de un periplo continental extendido en el tiempo que llevo a los desciendentes directos de aquellos viajeros vascos a California.

La investigación continúa abierta, sin remedio ante la calidad documental a la que aludimos, e incluso esta primera publicación ya ha de llevar el obligado anuncio de futuras precisiones y algunas correcciones surgidas después de su montaje. Así, pendiente queda un árbol genealógico más preciso de la familia Isasi que entroncó con los Gumucio, y la atractiva trama socio-económica y cultural en la que se desenvolvieron los dos clanes familiares.  Tanto lo ya trabajado como lo que falta por publicar respecto al período de la génesis familiar alrededor del Quinientos, que es la parte en la que yo he profundizado con mayor extensión por encargo de don Marcelo Gumucio, constituye  una aportación, sin duda, al fundamental contexto histórico de la villa de Galdácano, Galdakao, y por extensión al del País Vasco.

 María Teresa Díez Martín

Enlace al libro, pdf,  castellano

Enlace al libro, pdf,  inglés

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

 

Hidalguía de Martín de Gumucio

 

Boda de Hidalgos (en Vizcaya) de Francisco Blázquez de Mendieta (siglo XVI)

A finales del año 1547 Catalina de Arratia denunció a Martín de Gumucio por el impago de la renta de dos años acordada sobre las propiedades de Martín. Este fue preso y sus propiedades embargadas por la justicia.

La causa se abrió formalmente en la Real Chancillería de Valladolid en 1548, cuando Catalina de Arratia apeló en este tribunal real a la sentencia dada, el 12 de abril de 1548 en Bilbao, por el corregidor de Vizcaya en favor de la excarcelación de Martín de Gumucio, En dicha sentencia se reconocía la calidad de hidalgo de Gumucio que muestra el manuscrito, y en razón de ello su derecho a no ser preso por deudas. Pedía la demandante, pues, que se revocara la sentencia y se mantuviera encarcelado a Martín hasta que pagara la deuda.

El reconocimiento de este privilegio estamental, según rezaba la letra de los Fueros vizcaínos, fue solicitado por Martín haciendo uso de su derecho también unos años antes, 1544, e igualmente reconocido y puesto en libertad. Aunque sus bienes en las dos ocasiones quedaron embargados.

 “Fallo que debo declarar y declaro el dicho Martín de Gumucio haber probado su hidalguía…”

 

Archivo de la Real Chancillería de Valladolid, Pleito C-164-3. Catalina de Arratia contra Martín De Gumucio y Mari Ortiz De Isasi (1547- 1550)

 

 

Escritura del mayorazgo y vínculo instituido por Martín de Gumucio y Teresa Ruiz de Ubilla. Galdácano, 2 de agosto de 1578 

 

Escultura La Ferrería. Plaza de Usansolo, Galdakao

Copia inserta en el pleito entre Francisco de Gumucio y Sebastiana de Gumucio, 1714. Archivo de la Real Chancillería de Valladolid. Sala de Vizcaya. Caja 3415.005.

Del rico cuerpo documental que fundamenta la investigación de los Gumucio de Galdácano, destaca esta escritura pública de la creación del mayorazgo familiar por su importancia, ya que expone el punto de partida de la prosperidad y ascenso social de estos Gumucio.

 

Transcripción del mayorazgo

 

 

 

Rectificación de la genealogía Gumucio a la luz de una última investigación

En la primera versión del árbol genealógico se atribuyó por padre y madre de María Ortiz de Isasi, esposa de Martín de Gumucio, al bachiller Gaspar de Isasi y su primera esposa Juana Gómez de Zamudio. Es necesario rectificar dicha información, pues después de una lectura detallada de los testamentos del bachiller queda claro que María Ortiz de Isasi fue hija natural, y reconocida, del bachiller y Catalina de de Aresqueta, criada del padre de Gaspar, el bachiller Martín Sáenz de Isasi, y de él mismo.

Ítem, declaró que por cuanto Catalina de Aresqueta, criada que fue del señor bachiller Martín Sáez de Isasi, su padre, y madre de Mari Ortiz de Isasi, su hija, le había servido un año, mandó que le paguen dos mil maravedís por razón del dicho servicio, además de la manda hecha por el dicho bachiller, su padre difunto, en favor de la dicha Catalina los cuales dichos maravedís mandó se pagasen a la dicha Mari Ortiz, su hija y heredera de ella, por fin de la dicha Catalina (…)

Cierta manda testamentaria de Juana Gómez de Zamudio en favor de Mari Ortiz de Isasi hace suponer una relación de afectividad familiar, es plausible que Mari Ortiz de Isasi se criara en la casa de los Isasi, con su padre y Juana Gómez de Zamudio.

Ítem, mando a mi hija Mari Ortiz/”Urtiz” de Isasi, la de Gumucio, cincuenta ducados, entiéndase con los maravedís que tiene mandado doña Juana Gómez, mi primera mujer difunta, y que la primera manda y lo que tengo hecho en presencia de Diego de Olabarri, escribano y con esta se entienda los dichos cincuenta ducados, los cuales mando pagar a la dicha doña Mari Ortiz y a sus herederos de ella.

Los diferentes testamentos del bachiller Gaspar de Isasi estudiados se hayan insertos en los pleitos que siguió, a finales del siglo XVI y en el XVII, en la Chancillería de Valladolid, Mari López de Isasi, hija del bachiller y Juana de Zamudio, contra su hermanastra, Juana Sáez de Isasi, hija del segundo matrimonio de su padre con Elvira Sáenz de Ubieta, y  heredera única del bachiller, por la herencia de este, padre de ambas, y cuyo bien principal era la casa y solar de Isasi con todas sus pertenencias. ARCHV, Sala de Vicaya, C. 2600,4 (1569 ); Registro de Ejecutorias, C. 2392,21 ( (1624).

Testamentos del bachiller Gaspar de Isasi

 

 


NOTAS

[1] El término jurídico correcto es donatio propter nuncias. Es lo que coloquialmente se llama un latinajo. El concepto define, en esencia, la donación que el varón daba a su esposa por razón del casamiento, propiamente lo que se llamaba arras, aunque, por extensión, incluyó donaciones de otras procedencias familiares.

[2] Perduliones o traiciones.

[3] En este caso se trata, también, de un derivado del término latino lesae magestatis.

 

Visita a Galdakao y al caserío de los Gumucio en octubre de 2012

       

  1. (De iaquierda a derecha) Mayte Díez Martín, Mark Minguillón Gumucio, los dueños actuales del caserío de los Gumucio y el quinto  don Marcelo Gumucio Cortés.  2. Aquí, además de parte de los anteriores, Linda Cloonan en el extremo derecha.  2012

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *